Estos son los principales beneficios de la menta para tu salud

La menta no sólo se utiliza para cocinar, o para darle gusto a la goma de mascar. ¿Sabías que tiene muchas propiedades para la salud? Hoy te mostraremos cuáles son los principales beneficios de esta planta.

Descubre los principales eneficios de la menta y el aceite de menta a continuación.

1. Puede mejorar la salud intestinal

El síndrome del colon irritable (o síndrome de intestino irritable) es un problema digestivo muy común. Se caracteriza por síntomas como dolor abdominal, gases estomacales, eructos frecuentes y constipación.

Más allá de que los tratamientos comunes para este síndrome incluyen cambios dietarios y toma de medicación, ciertos estudios demostraron que el aceite de menta es un remedio natural efectivo para esta dolencia.

El aceite de menta contiene un compuesto llamado mentol que puede relajar los músculos del tracto digestivo, aliviando los síntomas del síndrome de colon irritable.

2. Podría ayudar a combatir la indigestión

La menta también podría ser efectiva para solucionar otros problemas digestivos como el dolor de estómago y la indigestión. La indigestión ocurre cuando la comida pasa mucho tiempo en el estómago antes de pasar por el resto del sistema digestivo.

Estudios demostraron que las personas que consumen aceite de menta poseen un sistema digestivo más “rápido”, ya que en ellos la comida pasa de manera más fluida por todo el tracto digestivo. Esto podría ayudar a disminuir los síntomas de indigestión.

3. Podría mejorar el funcionamiento del cerebro

Existen algunos estudios que demostrarían que inhalar el aroma de los aceites esenciales de menta desde la planta podría brindarnos más beneficios para la salud, como una mejora en el funcionamiento del cerebro.

Un estudio en el que participaron 144 adultos jóvenes demostró que oler el aroma a aceite de menta por cinco minutos antes de ser puestos a prueba mejoró radicalmente su memoria.

Sin embargo, no todos los estudios demuestran este poder de la menta sobre la función cerebral. Un estudio, por ejemplo, demostró que el aceite de menta disminuye la fatiga de quien lo huele pero no tiene incidencia sobre la capacidad cerebral.

Más estudios se tienen que realizar sobre la incidencia de la menta en nuestro cerebro, pero por ahora los resultados parecen prometedores.

4. Puede disminuir el dolor al amamantar

Dar el pecho, o amamantar, puede ser doloroso para algunas madres. Algunos estudios demostraron que aplicar menta sobre la piel puede ayudar a disminuir el dolor relacionado con esta práctica.

Además, un estudio demostró que el dolor y la severidad de las roturas en los pezones (debido a amamantar) disminuye en mujeres que aplicaron aceite esencial de esta planta luego de dar el pecho.

5. Puede disminuir el mal aliento

Los chicles o gomas de mascar de menta son uno de los primeros recursos que se nos ocurren si tenemos mal aliento. Los expertos están de acuerdo en que estos productos pueden enmascarar el mal aliento por unas horas. Sin embargo, solo “cubren” el mal aliento, porque no eliminan las bacterias que lo provocan.

Para un efecto más fuerte se recomienda tomarla en té o masticar hojas frescas. Estas prácticas no sólo enmascaran el olor sino que además matan las bacterias que producen el mal aliento.

Ahora que los conoces, ¿qué esperas para empezar a consumir más de esta planta? No sólo podrá protegerte de problemas digestivo sino que te ayudará a matar la bacteria que produce mal aliento. No sólo es rica sino también muy efectiva.

Califica este artículo:

0/50 votos