¿Sueles bostezar mucho? Estas pueden ser sus principales causas

¿Bostezas mucho y no sabes por qué? Lo más probable es que incluso bosteces al leer este artículo, ¡pero no te vayas! Hoy podrás descubrir por qué bostezas y qué puedes hacer para dejar de bostezar excesivamente.

Primero descubrirás qué es el bostezo. Luego te comentaremos cuáles son los tipos de bostezos. Entenderás por qué se produce el bostezo excesivo y por último te mostraremos cuáles son los tratamientos para combatirlos.

¿Qué es un bostezo? ¿Cuál es su significado?

Bostezar es el proceso involuntario de abrir la boca y respirar profundamente, llenando los pulmones de aire, y es una respuesta natural al cansancio. De hecho, el bostezo es activado por el cansancio y la fatiga.

Algunos bostezos son cortos y algunos duran varios segundos antes de una exhalación. Ojos húmedos, estirar los músculos o suspiros audibles son los acompañantes del bostezo. Las investigaciones médicas todavía no explican por qué suceden los bostezos pero se sabe que activan la fatiga y el aburrimiento.

Los bostezos también ocurren cuando uno habla de ellos o ve a alguien bostezando. Se cree que es contagioso, como respuesta a una comunicación social. Sumado a esto, un estudio científico sugiere que los bostezos ayudan a enfriar la temperatura del cerebro.

¿Por qué se produce el bostezo excesivo?

El bostezo excesivo se da cuando se repite más de una vez por minuto. Además, el exceso de bostezo se atribuye al estado de somnolencia o aburrimiento, de hecho puede ser un síntoma de un problema médico más profundo.

Ciertas condiciones pueden causar reacciones vasovagales, que resultan del excesivo bostezar. Durante estas reacciones, aumenta la actividad del nervio pneumogástrico. Este nervio va desde el cerebro, pasando por garganta, y termina en el abdomen. Cuando el nervio pneumogástrico se vuelve más activo, el ritmo cardíaco y la presión sanguínea caen significativamente. La reacción puede indicar un desorden de sueño hasta un problema cardíaco serio.

Habla con tu doctor si sientes que tu ritmo de bostezos se ha incrementado, especialmente si has tenido exceso de bostezo sin razón aparente. Solo tu doctor puede determinar si el exceso de bostezo se debe a un problema médico o no.

Las causas de los bostezos

La causa exacta del exceso de bostezo no se conoce.

Sin embargo, puede ocurrir como resultado de:

  • Somnolencia, cansancio o fatiga
  • Desorden del sueño, como apnea del sueño o narcolepsia
  • Efectos secundarios de medicina que se usa para tratar la ansiedad o depresión
  • Sangrado alrededor del corazón o en él

Además, en menor medida, el exceso de bostezo puede indicar:

  • Tumor cerebral
  • Infarto
  • Epilepsia
  • Esclerosis multiple
  • Fallas en el hígado
  • Incapacidad del cuerpo para regular la temperatura

Diagnóstico del bostezo excesivo

Para identificar la causa del exceso de bostezo, tu doctor te preguntará sobre tus hábitos de dormir. Seguramente quiera asegurarse de que estés descansando correctamente. Esto puede ayudarlos a determinar si el exceso de bostezo ocurre como resultado de tener un desorden del sueño o fatiga crónica.

Si el problema de sueño es descartado, el médico realizará diversos diagnósticos para determinar la causa del problema. Un electroencefalograma es una de las pruebas más comunes que se dan en estos casos ya que se mide la actividad eléctrica del cerebro.

¿Por qué el bostezo es contagioso?

El bostezo sólo se puede contagiar en humanos y chimpancés, como respuesta a escuchar, ver, leer, o pensar acerca de un bostezo.

¿Cuántas veces has bostezado sólo al leer este artículo?

Estudios demostraron que hay personas más predispuestas a contagiarse un bostezo, y que los niños son difíciles de contagiar cuando tienen menos de 4 años.

Estos estudios aclaran que todavía se tiene que hacer más análisis para entender el motivo exacto por el cual el bostezo se contagia. Sin embargo, los indicios muestran que la edad es el factor predictivo más importante al momento de analizar el contagio del bostezo.

¿Conclusión? Por qué se contagia el bostezo sigue siendo un misterio para la ciencia.

¿Bostezo = problemas en el hígado?

Muchas personas atribuyen ciertos síntomas como por ejemplo el bostezo excesivo, la somnolencia o cierto malestar general con lo que conocemos como “ataque al hígado”.

Sin embargo, bostezar mucho no significa que tengas algún problema en el hígado. Puede ser un síntoma, sí, pero no es la única causa. Para ver todas las causas de los bostezos, dirígete hacia esa sección del artículo (más arriba)

¿Por qué bostezamos al hacer ejercicio o deporte?

Si bostezas al hacer ejercicio, el motivo principal puede ser más que obvio: estás cansado y necesitas reponer energías. Alguna de las causas de bostezar al hacer deportes son: fatiga, aburrimiento, o nivel de temperatura.

Cuando estás haciendo ejercicio, el cuerpo responde con sudor para equilibrar la temperatura del cuerpo. Sin embargo, si esto no funciona, el cuerpo estimula el bostezo para incremente el flujo de sangre y entre más aire frío.

¿Qué significa el bostezo en bebés?

El bostezo en bebés es algo totalmente normal. El bostezo excesivo en bebés no lleva a detectar ninguna enfermedad o síndrome. Ten en cuenta que el bostezo es un reflejo normal de cualquier bebé.

Si ves que tu bebé bosteza mucho, o piensas que es más de lo normal, nunca está de más brindarle esta información al pediatra y que analice la situación. El mismo analizará la alimentación, sueño y actividad física que tenga el bebé.

¡Sólo un pediatra podrá darte un análisis certero!

Tratamiento para el bostezo excesivo

Si diversos medicamentos están causando los bostezos excesivos, tu doctor te recomendará disminuir la dosis. Procura discutir con tu medico este tema antes de realizar cualquier cambio en tu medicación. Nunca debes suspender una medicación sin la aprobación de tu medico.

Si el exceso de bostezo surge de un desorden del sueño, tu doctor seguramente te recomiende medicación para dormir y garantizarte un descanso más placentero y reparador.

Esto incluye:

  • Dispositivo para respirar
  • Hacer ejercicio para reducir el estrés
  • Regular los horarios de descanso

Pero si el exceso de bostezo se debe a un síntoma de una enfermedad médica grave, como epilepsia o falla en el hígado, el problema debe ser tratado de forma inmediata.