Cambia tu vida tomando 500 ml de agua todas las mañanas

¿Sabías que con un pequeño cambio en tu rutina matutina puedes tener más energía, funcionar mejor, y encima quemar más calorías? Por si no te lo imaginas: estamos hablando de tomar agua. Sí, algo tan simple como tomar la cantidad justa de agua en el momento indicado te podrá ayudar a tener una vida más saludable.

La cuestión es saber cuándo tomar agua, y qué cantidad. Si sabemos cuándo hacerlo, podemos maximizar sus beneficios, y terminar quemando más kilos, teniendo más energía y siendo más productivos.

Qué pasa cuando duermes

Cuando estás dormida durante la noche, el cuerpo atraviesa una etapa en la cual repara las células y se desintoxica. Científicos descubrieron recientemente que la acción de desintoxicación del cerebro es 10 veces más poderosa cuando estamos durmiendo que cuando estamos despiertos.

El cerebro está constantemente completando diferentes procesos cada segundo que estamos con vida. Esto genera una gran cantidad de residuos que luego tienen que ser eliminados de alguna manera. Y, cuando te despiertas, es una oportunidad increíble para poder “sacar la basura” de nuestro cuerpo.

Cuando te despiertes…

Entonces… ¿Qué tienes que hacer cuando te despiertas? ¡Tomar agua! La acción de tomar agua ayuda a tu cuerpo a eliminar de manera más sencilla todo residuo de acciones metabólicas. Tomar entre 500 y 700 ml de agua al levantarte hará muchísimo más poderoso este proceso.

La mayoría de los procesos dentro de tu cuerpo están produciéndose en un medio acuoso. Cuando te levantas, estás deshidratada por todo el trabajo de reparación que sucedió de fondo mientras dormías. Por este motivo, es importante rehidratarse de manera completa cuando arrancamos el día.

¿Qué funciones tiene el agua en tu cuerpo?

Entre otras cosas, lo siguiente:

  • Mantiene el ADN
  • Ayuda a la creación de sangre
  • Ayuda a la digestión
  • Regula la temperatura corporal
  • Mantiene en forma el fluido en articulaciones y discos

Lo que nadie sabe, es que cuando tomas de 500 a 700 ml de agua por la mañana, estás ayudando a tu cuerpo a quemar grasas. Si consumes la cantidad justa, estarás haciendo más fuerte el proceso.

Un estudio reciente comprobó que tomar 500 ml de agua por la mañana incrementa el ritmo metabólico en 30%. Este incremento ocurre a los 10 minutos de haber ingerido agua y dura más de 30 minutos. Esto significa que tu cuerpo quema más calorías sólo por tomar agua en el momento justo.

No hace falta que esté fría. El agua desde temperatura ambiente en adelante está bien para generar beneficios en el cuerpo. Lo más importante de esto es que al tomar estos 500 ml de agua por la mañana, también estarás fortaleciendo tu metabolismo y performance mental.

Entonces, ¿qué pierdes? Comienza tu día reparando tu cuerpo al ingerir 500 ml de agua ni bien te despiertas. ¡Es fácil, seguro y económico!

Califica este artículo:

0/50 votos