Estos son los síntomas menos conocidos del cáncer de mama

El cáncer es una enfermedad engañosa que ataca muy despacio, al punto de presentar síntomas cuando ya es muy tarde. En el caso del cáncer de mama, se debe prestar mucha atención a ciertas señales que no son muy conocidas, porque de no atenderse a tiempo pueden ocasionar complicaciones con el tratamiento, o incluso llegar un punto en el cual no se pueda hacer nada para curarlo.

Cuando hablan de este tipo de tumor maligno, el cual es uno de los más comunes en la población femenina del mundo, siempre destacan que el principal síntoma es un bulto en forma de pelotita en alguno de los dos senos. Sin embargo, existen otros indicios que pudiesen ayudar a combatir más rápido esta terrible dolencia.

Obsérvate

Hay infinidades de campañas con el eslogan de “tócate”, pero también es importante que además de hacer eso, igualmente observes con precisión tus senos. Aquí te explicamos cuáles son esos síntomas no tan conocidos en este cáncer:

• Aparece un bulto, o se engrosa el tejido mamario
• Cambio del tamaño o forma de alguno de los senos
• Sangrado en alguno de los pezones
• Se hunde la piel del seno
• Se nota una inflamación o bulto en las axilas
• Pezón hundido
• Enrojecimiento de las mamas. Cabe destacar que cuando los senos se ponen rojos, también puede ser señal de mastitis, pero de ponerse rojos y no curarse con antibióticos, debes acudir al médico
• Piel irritada, o formación de hoyuelos. Ésta señal indica que el cáncer ya está avanzado

Los síntomas más comunes son:

• Brote y aumento del tamaño de las venas
• Presencia de una bolita en alguno de los senos, que no se va ni disminuye su tamaño
• Calor y dolor cerca del seno
• La areola cambia de color
• Presencia de costras en la piel cercana al pezón
• Escozor constante en el seno o pezón
• Abultamiento y nódulos en los ganglios de las axilas
• Se endurece la mama

¿A quiénes afecta?

Siempre se ha dicho que el cáncer es genético, pero no siempre resulta de esa forma. Y aunque todas las mujeres pueden padecerlo, existen ciertos factores de riesgo que pudiesen adelantar la enfermedad.

Algunos de ellos son:

• Tener más de 55 años y ser mujer
• Haber tenido en la familia, madre o abuela con cáncer
• Inicio del ciclo menstrual antes de los 12 años
• Temprana o tardía menopausia
• Padecer de obesidad
• Nunca haber tenido hijos
• Consumo excesivo de alcohol
• Cero actividad física

En casi todos los tipos de cáncer existe un síntoma que debe ponérsele cuidado, porque puede resultar muy indefenso, y es la pérdida de peso inexplicable.

En el caso de las mujeres, al principio puede resultar fabuloso, pero si notas que de repente bajaste 5 kilos o más, debes estar alerta porque es una de las primeras señales del cáncer de mama.

También le sigue el agotamiento, que aunque suele ser normal luego de muchas horas de trabajo, resulta alarmante si después de un buen descanso, pasa a ser crónico y no desaparece. Asimismo, los sangrados o hemorragias anormales en fechas no correspondientes al periodo, pueden ser señales de alerta.

Cuando ya está avanzado se presenta lo siguiente:

• Náuseas
• Dolor en los huesos
• Dolores de cabeza fuertes
• Inapetencia
• Debilidad muscular

Qué es la metástasis

Se habla de metástasis cuando el cáncer comenzó a dañar otros órganos del cuerpo humano. Es por ello que además de presentar los síntomas del cáncer de mama, también tiene los otros mencionados, porque al hacer metástasis de las células malignas, puede afectar el cerebro, pulmón u otro órgano.

En ese sentido, la forma de poder prevenirlo a tiempo es siempre realizándose un autoexamen regular de mamas, y asistiendo al mastólogo si siente algo irregular.

Califica este artículo:

5/52 votos