Descubre los 10 mejores remedios caseros para el dolor de cabeza

El dolor de cabeza es uno de los dolores más comunes y alguna lo hemos sufrido. Suelen producirse tras demasiado esfuerzo físico o de la vista, por insomnio, estrés, mala postura, comer fuera de horas, consumo excesivo de alcohol, cambios hormonales, etc.

Cualquiera que sea el motivo, no es bueno dejarlo avanzar porque puede transformarse en una migraña o jaqueca con mareos, vómitos y malestar general.

Afecta el área de las sienes, la nuca, coronilla, frente y ojos. Cuando se trata de tensión muscular, molesta en la mandíbula y en el cuero cabelludo.

Al sentir la molestia hay quienes optan por un chequeo médico, pero no todos los dolores de cabeza necesitan la atención de un doctor; aquellos que sí, son los que se generan por un golpe fuerte, fiebre, rigidez en el cuello, pérdida de la conciencia, dolor de oídos u ojos.

Para el dolor común, conoce 10 remedios naturales

  1. Esencia de lavanda. Cuatro gotas de esta, junto con una cucharada de aceites de oliva, almendras y argán, te relajarán. Aplícalo en las sienes y en la parte trasera de las orejas; si gustas, pon un poco en la almohada.
  2. Uno de los remedios caseros por excelencia. ¡Sirve para todo! Prepara una infusión con tres cucharadas de la flor seca en 500 mililitros de agua, espera que repose 15 minutos, cuélala y añade un poco de jugo de limón. Bébela durante un día. También puedes usarla helada: agrégale hielo y moja una compresa para colocarla un rato en tu frente.
  3. Café. Gracias a sus propiedades reduce la inflamación de los vasos sanguíneos del cerebro, eliminando el dolor de cabeza. Este remedio no tiene tanto efecto en los consumidores habituales de café.
  4. Remojo de pies. Un baño solo para los pies activa la circulación y quita el dolor. Disuelve un poco de mostaza y dos puños de sal marina en agua caliente. Remoja tus pies y alterna con agua fría en otro envase, cada cinco minutos.
  5. Cuando el malestar es por estrés, la mejor cura está en el descanso. Acostarse y relajarse en un sitio cómodo, mientras escuchas música o tomas una siesta, te reconfortarán. Cuando duermes, el cerebro libera hormonas con efectos similares a los de un medicamento.
  6. Barato y sencillo, es un remedio al alcance de todos. Seis cubos de hielo en una bolsa, cubierta con una tela, aliviarán el dolor. Los colocamos en la parte que nos aqueja y nos acostamos para que haga su trabajo. En 20 minutos te sentirás mejor; si es necesario repite el procedimiento.
  7. Presiones leves en forma circular, sobre la parte que nos duele, nos harán sentir mejor. Masajea las sienes, base de la nariz y cejas; regula la presión tanto como necesites.
  8. Bebe agua. Estar deshidratado también causa dolores de cabeza. El agua a temperatura ambiente ayuda a eliminar las dolencias; puedes consumirla en alimentos altos en líquido como la patilla, calabacín y pepino.
  9. Tres gotas de menta y siete de lavanda en un vaporizador o en un recipiente con agua caliente, da buenos resultados. Inhalar el vapor que emana la preparación, es la clave. Igualmente, puedes poner sobre tus párpados bolsas de té de menta, remojadas cada diez minutos, para que sientas frescura y relajación.
  10. Duchas tibias. Un rato bajo la regadera con agua tibia o en la tina con sales de lavanda, borran la tensión. Si deseas, puedes poner alrededor de tu cuello o sobre la nuca una bolsa térmica para relajar la zona.

Dale una oportunidad a lo natural y deshazte del fastidioso dolor de cabeza.

Califica este artículo:

0/50 votos