9 trucos infalibles para durar más en la cama

Que no te dé pena preguntar cuánto dura el coito. El tiempo aqueja al hombre, quien tiende a sentir que toda la responsabilidad del orgasmo recae sobre él. Pero esas presiones pueden jugarle una mala pasada, impidiendo que disfrute la intimidad con su pareja. Por eso es importante que conozcas qué puedes hacer para durar más en la cama con tu novio/a o amante.

Sucede que en un punto alto de la excitación, para la parte masculina es mucho más difícil prolongar la relación sexual.

Entonces se abruman con dudas, inseguridades y culpas que lejos de aproximarlos a una solución, terminan por perjudicar la intimidad.

Esa ansiedad por un excelente rendimiento en la cama nos cohíbe de gozar la plenitud del acto sexual.

Considera que no existe una forma exclusiva y correcta de hacerlo, tampoco un tiempo récord que se corresponda con la efectividad o excelencia en la cama.

Aunque existen pastillitas o comidas “milagrosas”, el disfrute de la pareja vendrá cuando dejemos de ver el sexo como una obligación o una tarea para cumplir en un tiempo reglamentario.

Al menos un 80% de los hombres experimentan eyaculación precoz, pero no todos lo admiten; salir de la negación o vergüenza, es el primer paso para resolverlo.

Te presentamos 9 maneras de prolongar la relación sexual sin que te deprimas en el intento.

1. Estimula y aprovecha: en lugar de pensar tanto en si durarás o no, enfócate en llenar de placer a tu pareja y sin darte cuenta, también gozarás al máximo. Es conveniente retrasar la penetración y la eyaculación tanto cuanto puedas. Usa tus manos y tu boca para lograr delicias que te conduzcan lentamente al orgasmo.

2. Maneja la respiración: trata de que las inhalaciones sean profundas y así controlar la excitación. Recuerda que el sexo es una actividad física y hay que saber llevar el cuerpo. Respirando por la boca, también disminuyes el agotamiento.

3. Halla la posición adecuada: si bien existen muchísimas posiciones para alcanzar el clímax, no olvides que algunas ayudan a conseguirlo tan rápido que se acaba en menos de lo que imaginas. Entonces da con la postura adecuada para que el acto se extienda. Por ejemplo, si la mujer está arriba reduce tus movimientos; en cambio, si eres tú el trabajo y el control están a tu cargo.

4. Masturbación previa: suena loco, pero mastúrbate unos diez minutos antes de la relación sexual y disminuye la rapidez con que eyacularás en el acto. Lo que pasa es que si llegas directo a la excitación, cuando pases a la penetración acabarás pronto. Hay quienes sugieren masturbarse 15 minutos y luego ir a la intimidad de pareja.

5. El secreto del movimiento circular: esto consiste en no estimular en demasía la cabeza del pene, sino alternar la penetración con los roces de la punta en la vagina. Los movimientos deben ser circulares, para que se estimule el todo el pene, no solo la punta.

6. Detente: cuando sientas que ya eyacularás para, respira e inicia nuevamente. No temas interrumpir las emociones de tu pareja, opta por acariciarla y besarla a fin de que la excitación siga.

7. Contraer el abdomen: si crees que estás a punto de acabar, aplica esta técnica para extenderte un poco más.

8. Usa condón: no es una solución definitiva, pero en efecto prolonga la relación. Hay condones con efectos retardantes que bajan la sensibilidad y te protegen. Aunque hay quienes prefieren hacerlo sin preservativo, mencionarles esta medida no está demás.

9. Sostén el músculo: ese que está justo entre el escroto y el ano. Presiónalo con tu mano justo cuando sientas que se viene el semen. Hay quienes apuestan por esta alternativa.

Califica este artículo:

0/50 votos