Los 6 mejores trucos para eliminar callos en los pies sin sufrir dolor

Son molestos, a veces dolorosos, son antiestéticos y muchas veces motivo de vergüenza. Los odiados callos en los pies normalmente se forman como consecuencia de una condición que se conoce como hiperqueratosis, que es la responsable del engrosamiento de la piel.

Debido a la presión y al roce constante que ocurre con la piel muerta, que puede agravarse con un mal calzado, aparecen entonces estas molestas durezas que muchos no saben cómo tratar.

Asimismo, las personas que padecen de diabetes o problemas circulatorios son propensas a desarrollar estas durezas tanto en los pies como en las manos.

Si vas a una farmacia seguramente encontrarás algunas alternativas para acabar con ellos; lo más usado son parches, cremas, pomadas y otros tratamientos a base de ácido salicílico.

También, las personas que sufren de callosidades, suelen triturar aspirinas y colocar este polvo directamente en la zona afectada combinado con jugo de limón, para lograr que desaparezcan.

El problema es que este ingrediente puede ser irritante y muy fuerte para algunos tipos de piel en particular. Por esta razón muchos hacen uso de elementos naturales para lograr que los callos en los pies desaparezcan y no vuelvan a aparecer.

Acaba con los callos en los pies sin dolor

Si tienes callos en los pies no debes preocuparte, sino más bien ocuparte. A continuación te presentamos seis formas de eliminarnos de manera efectiva y, mejor aún, indolora:

1. Empapar una gasa o una tela limpia en vinagre de manzana y colocarla sobre la zona afectada; dejar actuar toda la noche; retirar al día siguiente y lavar el área. Debes repetir este procedimiento hasta que el callo haya desaparecido por completo.

2. Colocar la cáscara de un limón en el pie, justo encima del callo y dejar actuar durante toda la noche protegida con una gasa; al día siguiente lavar la zona afectada con agua y jabón y repetir el procedimiento durante varios días hasta que el callo sea imperceptible.

3. Masajear los pies con un poco de aceite de ricino y colocar una cantidad extra en la zona del callo, vendar y dejar actuar durante toda la noche; además de ayudarte a eliminar las durezas, este ingrediente hará que la piel se sienta mucho más suave.

4. Sumergir los pies en un recipiente de agua tibia que contenga flores de manzanilla y sal marina; este remedio casero ayudará a que tus pies se desinflamen y a que las callosidades se vuelvan cada vez más suaves hasta desaparecer.

5. Aplicar jugo de cebolla sobre las callosidades y proteger con una venda; dejar que la preparación actúe durante toda la noche. Puedes repetir este procedimiento las veces que sea necesario hasta que las durezas desaparezcan por completo.

6. Hacer una pasta con bicarbonato de sodio y un poco de agua que colocarás encima de los callos por 10 minutos; por ser un exfoliante natural, el bicarbonato de sodio ayuda a eliminar las células muertas de la piel y la suaviza, además es antifúgico y antiinflamatorio.

Todos estos son métodos seguros para combatir las callosidades en los pies y también para evitar que la piel afectada vuelva a sufrir de este molesto padecimiento. También es válido decir que estas alternativas funcionan de la misma manera en las manos, donde también se presentan estas durezas.

Pero, si los remedios caseros contra los callos no funcionan o empeoran aún más la condición, lo mejor es que acudas a un podólogo, que te indicará cuál es el mejor tratamiento para abordar tu caso.

Califica este artículo:

5/51 voto