Descubre como quitar las estrías de manera sana y sin dañar tu cuerpo

Los recursos para eliminar las estrías se han modificado a lo largo de los últimos años y en la actualidad es posible enfocar este problema estético desde múltiples puntos de vista que resultan apropiados para los diferentes pacientes.

Las estrías son la consecuencia de la ruptura de las fibras de elastina y colágeno, 2 proteínas estructurales de la piel y de los tejidos blandos, que se observa después de una distensión pronunciada sucedida de una reducción relativamente rápida.

Así, las estrías se describen con frecuencia después de un embarazo, en el contexto del descenso de peso o bien ante ciertas enfermedades que provocan retención hídrica con posterior reducción del volumen líquido excesivo.

Los casos particulares del embarazo y del adelgazamiento revisten especial importancia, debido a las repercusiones estéticas de ambas condiciones. La eliminación de las estrías puede enfocarse en un primer momento con métodos no invasivos, entre los que sobresale la aplicación externa de cremas o ungüentos en los que se combinan productos hidratantes con fracciones de colágeno.

A pesar de la indudable ventaja de poder utilizarse durante la lactancia, esta alternativa se asocia con una tasa relativamente baja de resultados positivos.

Como contrapratida, los métodos mínimamente invasivos, como la mesoterapia o la instilación subcutánea de derivados del acrílico o las siliconas, representan una alternativa terapéutica de elevada eficacia para la eliminación de las estrías.

Si bien las embarazadas y las mujeres que amamantan deben evitar estas posibilidades de tratamiento, pueden recurrir a ellas en un segundo tiempo. Estos métodos se consideran seguros, de costo relativamente accesible y con altos índices de resultados alentadores.

La combinación de ambas estrategias o su aplicación secuencial no parece aumentar el rendimiento individual de cada uno de los recursos por separado. Sin embargo, se destaca que la eliminación de las estrías es hoy posible en el ámbito de la medicina estética.

Imágenes: 1, 2

Califica este artículo:

0/50 votos