Qué es la mesoterapia facial y cuáles son sus beneficios

La mesoterapia facial es una técnica de creciente interés en el ámbito de la medicina estética, ya que consiste en un paso más allá en el uso de productos locales para rejuvenecer la piel, sin necesidad de una cirugía o de procedimientos definitivamente cruentos.

En términos simplificados, se ha demostrado en diversos estudios que la aplicación sobre la superficie cutánea de ciertos productos, entre los que se destacan algunas vitaminas y el ácido hialurónico, se asocia con buenos resultados en el combate contra el envejecimiento de la piel.

Se postula que esta eficacia es aún mayor cuando estas sustancias se administran en forma sutil y superficial, por medio de microinyecciones, en los tejidos que se encuentran inmediatamente por debajo de la capa más externa de la piel.

El efecto final de estas microdosis administradas con precisión es la resolución de manchas y flaccidez del rostro. La mesoterapia facial puede extenderse al cuello e incluso al área del escote para aumentar los beneficios logrados con el tratamiento.

Si bien muchos cirujanos y esteticistas prefieren la microinyección manual, las técnicas actuales permiten el uso de sistemas de aplicación automáticos que se coordinan para lograr los mejores resultados.

La mesoterapia facial, tanto con vitaminas aisladas como con su combinación con ácido hialurónico, resulta finalmente un método de costo relativamente bajo y que puede completarse en un total de 3 a 4 sesiones, separadas entre sí por el lapso de 2 semanas.

Algunos pacientes pueden presentar discretos signos de inflamación local después de la aplicación, que se vinculan con el aumento del metabolismo de las capas profundas de la piel. No sólo no persisten marcas de las aplicaciones, sino que es posible el uso de cosméticos habituales después de las inyecciones. De este modo, la mesoterapia facial es un recurso destacado en el campo moderno de la medicina estética.

Imágenes: 1, 2, 3

Califica este artículo:

0/50 votos