Todo lo que debes saber sobre la reflexología

¿Sabías que cada parte de tus manos o pies representa un órgano de tu cuerpo? Si no lo sabías, este artículo es para ti, ya que hablaremos sobre reflexología, un tratamiento que se basa en la estimulación de los centros nerviosos de tus extremidades.

Con origen en algunas prácticas de la medicina China, la reflexología es una terapia alternativa o complementaria que se basa en ejercer presión mediante digitopuntura en determinados puntos del cuerpo.

La estimulación de estas zonas corporales, que están energéticamente enlazadas con los órganos internos, equilibra la salud, logra la relajación y aminora el dolor.

Un poco de historia

La reflexología comenzó a ser estudiada en la medicina occidental a principios del siglo XX por el doctor William Fitzgerald, quien se basó en la acupuntura, que a su vez tiene su fundamento en la creencia de que el cuerpo tiene meridianos por donde pasa la energía qui (chi).

Fitzgerald descubrió que la división entre los meridianos de la acupuntura tiene zonas que están ocupadas por órganos, que tienen una suerte de reflejo en las manos, nariz, orejas o pies (reflexología podal).

Close-up Of A Physiotherapist Massaging Palm Of A Man

Fue una enfermera, Eunice Ingham, quien desarrolló un mapa corporal con los zonas exactas a activar. Por ejemplo: el centro de la mano es reflejo del higado, estomago y riñones, mientras que los dedos (del índice al menor) son reflejo de la cabeza y los senos nasales.

También los indios Cherokees tuvieron en su cultura médica una gran importancia de los pies para mantener el equilibrio físico, mental y espiritual, que fue recuperada por la reflexología.

¿Para qué sirve?

La reflexología o masoterapia puede servir como cura para disminuir dolores corporales o tratar trastornos como la ansiedad y la depresión, pero también puede mejorar la relajación y el sueño.

En las mujeres, la reflexología se utiliza como un método para relajarse durante el trabajo de parto, ya que presionar diferentes partes del cuerpo ayuda a aliviar la tensión muscular y a disminuir la tensión.

Atención: este tipo de tratamientos antes debe ser consultado con su obstetra para no sufrir contraindicaciones.

¿Cómo funciona?

Todas las partes del cuerpo están comunicadas y toda la información sensitiva llega a la médula espinal, que transmite la información nerviosa al cerebro, como una gran red energética.

todo-lo-que-debes-saber-sobre-la-reflexologia

Cuando un órgano se enferma, se produce una estimulación nerviosa, que se transmite por la médula y circula por las fibras nerviosas hasta llegar a la zona cutánea, donde actúa la reflexología.

Una sesión de refloxogía dura entre 40 y 60 minutos. En ella, el especialista presiona sobre los puntos nerviosos haciendo desaparecer la acumulación de toxinas y suprimiendo el círculo vicioso del trastorno energético.

Al tratarse de una técnica de digitopunta, las sesiones son muy relajantes, ya que consisten en una suerte de masajes, que activan terminaciones nerviosas y energéticas.

Sin embargo, durante el tratamiento el dolor en los órganos con alguna dolencia se intensificará cuando el reflexólogo presione los puntos de las manos o pies que reflejan esos órganos.

Tipos de reflexología

Como en otras disciplinas, existen en la masoterapia diferentes corrientes:

  • Método Rwo Shur: implica una presión más profunda e intensa sobre los puntos y se aplican cremas sobre la piel para lograr un deslizamiento del pulgar sobre las zonas a tratar. También pueden utilizarse los nudillos o palos de madera.
  • Método Ingham: es la terapia más extendida y utilizada. Consiste en aplicar una presión continua de los pulgares, que se desplazan como “caminando” por diversas zonas de los pies. Esta técnica estimula todo los puntos reflejos y luego hace mayor foco en las zonas afectadas.
  • Terapia Zonal: es similar al método Ingham pero se basa en hacer presión únicamente en los puntos reflejos (de las manos o pies) de los órganos afectados por alguna dolencia. Su objetivo es activar y mejorar la circulación junto con los impulsos nerviosos.

todo-lo-que-debes-saber-sobre-la-reflexologia

Contraindicaciones

Como ya dijimos, si bien esta técnica puede ser útil en las embarazadas durante el trabajo de parto, debe ser consultado con un especialista y no debe utilizarse en el embarazo sin consentimiento médico.

Tampoco se recomienda la reflexología en personas con diabéticas, especialmente en los que tengan el tipo 2. Si bien esta técnica mejora el flujo sanguíneo, el nivel de azúcar podría disminuir.

Por último, no se recomienda un tratamiento de masoterapia en pacientes que padezcan algún tipo de infección, artritis, osteoporosis, insuficiencia cardíaca o renal.

La reflexología es un tratamiento eficiente y que te brindará una sensación particular al tratarse de una especie de masaje en zonas con terminaciones nerviosas. ¡Anímate a probarla!

Califica este artículo:

0/50 votos